JIM MORRISON

1971Muere Jim Morrison


“Han echado abajo las puertas.Protegen las ventanas y queda uno. Para Bailar y salvarnos con la divina burla de las palabras La música enciende en animo” Visionario, entusiasta, exhibicionista, nacía bajo el nombre de James Douglas Morrison en 1943 en Florida. ¿ Puede ser dios un admirador de Rimbaud, Baudelaire, Blake o Nietzsche, de los Beach boys, Sinatara y Los Kins?¿ Un seguidor de las carreras de caballos, la natación y las noticias? Para muchos él lo era.
Uno de los artistas con más sex appeal de todos los tiempos. Imitado por muchos pero Único como ningún otro y líder de la banda mas descarnada y descarada de la historia de la música “The doors” “Cuando las puertas de la percepción se abren, la realidad aparece tal y como es”. Complejo e idolatrado saboreó la veneración, el éxito, la fama, los escándalos, las drogas y el erotismo (se consideraba a si mismo un Shaman sexual cuya única misión era dar satisfacción a todos las mujeres). Fue el icono de lo prohibido tanto de las quinceañeras del momento, como de los hippies. Con sus letras, actitud, se convirtió en una autentica provocación a los valores norteamericanos seguido por auténticos fanáticos que abogaban por el descontrol y la falta de respeto.
Pero todo exceso lleva a un momento trágico y llegó en un concierto en Miami donde mostró sus genitales en el escenario. Un juicio penal por exposición indecente hizo que se marchase a Paris, allí dedicaba su tiempo principalmente a beber, fumar y convertirse en un ser demacrado e irreconocible. Todo acabó un 3 de julio de 1971 en su apartamento de Paris a causa de un paro cardiaco en la bañera. Desde entonces los feligreses no cesan de visitar su tumba en la ciudad del Sena. Jim Morrison nos dejaba.
“Con nosotros fabrica angeles la muerte y nos pone alas donde teníamos brazos suaves como garras de cuervo”.