ELVIS PRESLEY

Tanto apego sentía su madre por él, que dicen que murió porque creía que el hecho de estar gorda humillaba a su famoso hijo y por ello empezó a tomar anfetaminas, para adelgazar, quería que Elvis se sintiera orgulloso de ella, aunque oficialmente moría de un ataque al corazón, partía así para siempre aquella a quien tanto amo “su chica preferida”.

Elvis Presley encontró a otra de las mujeres importantes de su vida cuando conoció a una jovencita y desconocida llamada Priscilla Ann con quien se casaría el 1 de mayo de 1967, aunque los rumores cuentan que antes de casarse, tuvo un intensísimo romance con Anne Marget. Ésta cuenta en su autobiografía que estaban tan fuertemente enamorados, que pensó en olvidarse de su novia para casarse con ella, pero que las presiones por separarlos dieron su fruto y tras convivir 4 años con su “novia oficial” tuvo que casarse con ella, con Priscilla.
Otros dicen que toda esa historia de Elvis y Anne Marget no fue más que un truco para promocionar la pelicula “Viva las Vegas”.
Según las malas lenguas, él nunca estuvo enamorado de la bella Priscilla y que después del nacimiento de su hija Lisa Marie el distanciamiento fue tan profundo, tanto el desapego que Elvis sentía por Priscilla que ella, tras parece ser que engañarlo con un profesor de Karate, le pide el divorcio. Divorcio que llegaría el 9 de octubre de 1973 y Priscilla y su hija se marcharon de “Graceland”, dicen que ése fue el principio una fuerte depresión que jamás superaría.
Aún así su última “novia” conocida fue la Miss Tenesse Lynda Diana, una bellísima mujer con la que se hubiese casado de no ser porque aquel fatídico 16 de agosto de 1977 Elvis nos dejaba.
Elvis murió, pero no su mito que parece que cada día crece más y más.