DIANNA ROSS

Para entonces, la voz de Diana Ross comenzaba a destacar por encima de sus otras dos compañeras. Siempre fue la que mejores críticas recibió y
rápidamente su figura empezó a hacer sombra a las otras dos componentes del grupo


. En 1969, cuando The Supremes empezaba a resquebrajarse como grupo decidió iniciar una carrera en solitario. Sabia decisión que le reportó multitud de éxitos que la consagraron como una de las grandes de la música de los años 70.
En 1970, ofreció su primer concierto como solista, prólogo de una carrera llena de éxitos. El primero fue “Ain’t no mountain high enough”. Tres años
más tarde llegó “Touch me in the morning” y poco después publicó un disco de duetos junto a Marvin Gaye. Otro de los grandes éxitos de su carrera
fue también fruto de un dúo. Esta vez formó pareja musical con Lionel Richie en el tema “Endless love” (1981).